« back

 

 

La Sagrada Familia

Prólogo

Las tácticas alienantes, destructurantes y ya caducas de la política y
la economía actuales dominan el mundo.
Es evidente la rapidez con la que desaparecen los principios éticos y
la responsabilidad de los gobernantes ante la comunidad humana;
incluyendo la conducta digna respecto a nuestra Madre Tierra y a todos los
seres que la pueblan.

 

 

 

 

Abandonemos los fines propagados por tales políticas,
la alienación vital animada por el materialismo,
su compulsiva lucha por la supervivencia,
su afán de ganancias y poder,
sus guerras sin salida.

 

 

 

 

La Sagrada Familia - Un Recuerdo

En realidad, los únicos que podemos encontrar la solución
somos nosotros desde nostros mismos,
a partir de lo constructivo que cada uno de nostros aportemos;
a partir del potencial humano todo que yo he llamado aquí
- en su esencia hecha figuras - La Sagrada Familia.

 

 

 

 

Vamos, pues, a compartir unos con otros el Recuerdo:
nuestro cariño, nuestra generosidad, nuestra compasión;
nuestra paciencia, nuestra mutua comprensión, nuestro saber;
nuestra creatividad; nuestra vitalidad;
las posibilidades constructivas con las que todos nosotros refuerzamos y
conformamos la escultura de nuestra comunidad humana,
y en cuya realización todos nosotros colaboramos como seres creadores.
En todo el mundo.

 

 

 

 

De este modo, todos somos artistas, creadores;
somos una Sagrada Familia.
Las series de fotos expuestas muestran cortes actuales de esa “plástica
social” (soziale Plastik) en la que todos nosotros, día a día, continuamos
trabajando con nuestro ser, sentir, pensar y actuar.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

© by thomasha 2019